Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
ImásInformación
Lunes, 10 diciembre 2018
Guadalajara

El Hospital de Guadalajara incorpora la tecnología PCR en tiempo real para el estudio de biomarcadores en pacientes con cáncer de colon metastásico

Guardar en Mis Noticias.

El servicio de Anatomía Patológica del Hospital Universitario de Guadalajara, dependiente del Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM), ha incorporado un nuevo equipo que utiliza la tecnología PCR en tiempo real para el estudio de biomarcadores y que se emplea para orientar en el tratamiento de los pacientes con cáncer de colon metastásico.

El Hospital de Guadalajara es el primero de la región en disponer de este equipo, que permitirá realizar determinaciones de mutaciones en los genes KRAS, NRAS y BRAF en este tipo de pacientes y disponer de los resultados en apenas unas horas.

Según ha destacado el jefe del servicio de Anatomía Patológica del hospital guadalajareño, Antonio Candia, “la llegada de esta tecnología a nuestro Hospital aporta una excepcional mejora en el cuidado de los pacientes con cáncer de colon y abre la puerta al desarrollo e implantación del estudio molecular de otros genes decisivos para orientar el tratamiento de otros tumores”.

El equipo, denominado PCR (Reacción en Cadena de la Polimerasa) en tiempo real, ofrece resultados manera sencilla, precisa y rápida, de manera que los oncólogos dispongan de ellos rápidamente para poder establecer la mejor terapia personalizada para cada paciente.

Hasta ahora, estas determinaciones se solicitaban a otros centros de referencia, lo que demoraba la obtención de resultados. En el caso de los pacientes con cáncer colorrectal, esta tecnología permite conocer si existe mutación del gen KRAS, que provoca que las células pierdan la capacidad de autorregularse. Cuando se confirma la existencia de dicha mutación, no puede administrarse una medicación empleada en el tratamiento de cáncer de colon denominada anti-EGFR.

“La determinación nos indica si el paciente es susceptible de recibir el tratamiento, pues si hay mutación en KRAS el paciente no va a responder al mismo y de este modo se evita aplicar un tratamiento innecesario y con efectos secundarios”, ha explicado la patóloga Virginia Tarín, quien junto con Yuri Rodrigues es responsable de la sección de Biología Molecular del servicio de Anatomía Patológica.

Para el manejo de este nuevo equipo se ha formado a tres técnicos del servicio de Anatomía Patológica, encargados habitualmente de realizar este tipo de pruebas, en una sesión que también ha contado con la participación de oncólogos.

Más capacidad de resolución

El doctor Candia ha valorado la apuesta por parte del SESCAM de incorporar este equipo que permite aumentar la cartera de servicios y la capacidad de resolución y ha destacado el entusiasmo y la implicación de los profesionales de Anatomía Patológica por formarse para poder incorporar esta nueva técnica.

Alrededor de 50 pacientes de Guadalajara podrían beneficiarse cada año de las mejoras y la rapidez en la obtención de resultados que permite este monitor PCR. Además, esta tecnología abriría las puertas a futuras aplicaciones, como la posibilidad de realizar biopsias líquidas a pacientes con cáncer de pulmón a partir de una simple muestra de sangre.

El cáncer colorrectal es un importante problema de salud en nuestra sociedad. Presenta una elevada incidencia, representando el 15 por ciento del total de casos de cáncer. Es el segundo más frecuentemente diagnosticado en ambos sexos y el segundo en mortalidad por detrás del cáncer de pulmón, con casi 20.000 defunciones en España a lo largo de 2017.

En Castilla-La Mancha se diagnosticaron el pasado año 545 nuevos casos de cáncer de colon, que suponen una incidencia de 112 casos por cada 100.000 habitantes. Del total, 64 correspondían a Guadalajara, 179 a Toledo, 139 fueron diagnosticados en Ciudad Real y 106 y 57 en Albacete y Cuenca, respectivamente

No obstante, en los últimos años se han producido enormes avances en este campo gracias a un mayor conocimiento de la historia natural de la enfermedad, la tecnología disponible para su estudio y el uso de fármacos dirigidos, como el citado de los anticuerpos anti-EGFR.

Este tipo de tratamiento sólo debe emplearse en pacientes que no tengan mutaciones en los genes KRAS y NRAS, ya que no responderían al mismo. Por eso, cuando el oncólogo se plantea administrar este tratamiento a sus pacientes necesita conocer el estado mutacional de dichos genes, un estudio que realiza, a partir de una muestra de tumor, el servicio de Anatomía Patológica en la sección de Biología Molecular.

Por otra parte, hay que destacar las mejoras que ha supuesto la puesta en marcha por parte del Gobierno de Castilla-La Mancha del programa de cribado de cáncer de colon. Un alto porcentaje de los nuevos casos se han diagnosticado y tratado de manera precoz, contribuyendo a un mejor pronóstico de la enfermedad y con ello una reducción de la mortalidad asociada a la misma.

Enlaces automáticos por temática
Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Imás Información. • Política de PrivacidadMapa del sitio
© 2019 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress